Laboramos en Horarios : De Lunes a Viernes 8 A.M a 6 P.M.
  Contacto : 809.226.8686 Ext. 4537

Inseminación artificial, inducción de ovulación y coitos programados

Estimulación ovárica controlada y coito programado

El coito controlado es una técnica de reproducción indicada para parejas que no consiguen el embarazo y no tienen diagnosticada esterilidad. Es una técnica que se suele proponer en parejas jóvenes (menores de 35 años) con poco tiempo de infertilidad (menos de 6 meses) y con poca ansiedad. También es un método recurrente cuando por motivos morales o religiosos la pareja no desea la inseminación artificial o la fecundación in vitro (FIV).
En este caso se sincroniza la ovulación de la mujer con las relaciones sexuales.

Existen distintos tipos:

Ciclo natural: no se administran medicamentos, sólo hay un control del crecimiento folicular mediante ecografías. El momento del coito viene determinado por el pico de LH endógeno que tiene lugar 24 horas antes de la ovulación espontánea. Para conocer en qué momento se produce el pico de LH se debe de medir de forma seriada su concentración a partir del noveno día tras la regla (kit de orina o en sangre)

Ciclo natural con inducción de la ovulación (Estimulación Ovárica Controlada): Se lleva a cabo con el objetivo de evitar el pico de LH endógeno; por ello se inyecta intravenosamente 5000 UI de hCG en el momento en el que se comprueba mediante ecografía la existencia de un folículo maduro ovulatorio. La hCG es reconocida por los receptores de la LH de manera que desemboca la misma repuesta que ésta; provoca y mantiene la lutenización. Se podrá administar directamente LH pero la hCG se consigue más fácilmente purificándola en la orina de embarazadas, se elimina más lentamente y su actividad biológica es mayor (se requieren menos unidades). 36 horas después de la administración de hCG se produce la ovulación.

Con esta inducción y estimulación de la ovulación se intenta aumentar las posibilidades de gestación gracias al aumento de la calidad y número de ovocitos maduros disponibles.

Inseminación artificial homologa y heteróloga

La inseminación artificial, o AI, es un procedimiento de fertilización en el que se colocan artificialmente espermatozoides en el cuello del útero (inseminación intracervical) o el útero (inseminación intrauterina) de una mujer. Durante el tratamiento de inseminación artificial, se realiza un control exhaustivo del ciclo menstrual de la mujer con kits de ovulación, ultrasonidos y análisis de sangre. El semen que se implanta, es “lavado” en un laboratorio, lo que aumenta las posibilidades de fertilización mientras se eliminan las sustancias químicas innecesarias y potencialmente nocivas. El semen se introduce en la mujer y, si el procedimiento es exitoso, se produce la concepción. Las tasas de éxito para la inseminación artificial humana varían según el tipo de problema de fertilidad que se trata y la edad de la paciente. La mayoría de las mujeres que eligen la inseminación artificial tienen una probabilidad del 5 al 25 por ciento de quedar embarazadas con cada ciclo menstrual. Estas probabilidades aumentan si junto con el procedimiento toma medicamentos para la fertilidad.